Saltar al contenido principal

Debates del equipo asesor

avatar

Abierto por:

Gema Jiménez

Equipo de SolucionesONG.org

¿Qué proyecto es más “subvencionable”?

04.04.11

Muchas veces ha surgido esta pregunta en nuestro servicio de asesoría a ONG, y como sabéis hay muchas entidades que tienen muchas ganas de hacer cosas y muchas ideas, pero que finalmente no encuentran la financiación que necesitan para llevarlas a cabo y acaban muriendo.

Para intentar solventar esto, hay entidades que hacen sus proyectos al revés… pensando en si son más o menos “subvencionables” y adaptan sus actividades a lo que se considera más en la línea de las convocatorias de ayudas públicas o privadas que suelen publicarse.

¿Qué opinas de esto? ¿Te sorprende esta pregunta o la consideras lógica en el momento en el que vivimos en el que la financiación es fundamental? ¿qué les dirías a estas entidades?

Con vuestras opiniones intentaremos hacer un post que difundiremos en nuestro boletín semanal.

Recuerda que tú también puedes proponer un debate desde tu Zona Privada.

¡Gracias!
Equipo de SolucionesONG.org

Respuestas

avatar
#1

Aportada por:

Eva Buades Martinez

Asesora voluntaria

Trabaja en:

Asesor particular

04.04.11

Desde mi modestos conocimientos, todo proyecto correctamente formulado es financiable, o como se propone en el debate “subvencionable”.

En la práctica y desde mi punto de vista, muchos proyectos no son subvencionables porque nos perdemos en las actividades, empezamos a elaborar el proyecto desde la acción, pensando en las actividades y centrando toda nuestra intención y empeño en ellas, es lógico teniendo en cuenta que las asociaciones están formadas por personas de forma altruista y que en la mayoría de casos sin los conocimientos necesarios previos de gestión.

Cuando una persona decide crear una empresa se asesora, mira la forma jurídica que más le interesa, el capital inicial a aportar, busca asesoramiento, estudia la competencia, contrata los servicios de gestores para aquellas cuestiones que no son del alcance de uno, etc.

Pero en las asociaciones esto no sucede así pues la gente que las forman bastante tenemos con luchar por los fines sociales para los que se crearon las mismas, dejando al margen la gestión de las mismas. Si a esto le añadimos la escasez de recursos propios de que se disponen, el problema, está servido.

A partir de ahí empezamos a pensar en “actividades” para recaudar fondos, y de ahí viene uno de los mayores problemas a los que se enfrenta el sector asociativo, pensamos en “actividades” y el proyecto como conjunto de estas, llegado el momento de plasmar estas actividades en papel y convertirlas en un proyecto se convierte en una ardua tarea y como bien plantea el debate no se encuentra financiación y/o las entidades acaban muriendo, pues los proyectos no son “subvencionables”, si llegan finalmente a poder llamarse “proyectos”.

A grandes rasgos señalar que esto no debería ser así, sino más bien deberíamos tener en cuenta cuales son nuestros fines estatutarios, en base a ellos pensar en la estrategia a seguir en cada momento, definida la estrategia seleccionaremos el objetivo que queremos lograr con la realización de nuestro proyecto, para conseguir el objetivo nos tendremos que marcar unos resultados que verificaran el logro de este y para conseguir los resultados necesitaremos realizar las actividades y asignar los recursos que utilizaremos y el precio de estos.

A partir de ahí, y con el proyecto bajo el brazo(como si de un proyecto de obra civil se tratara) ya buscamos a nuestros financiadores potenciales y; conscientes de nuestras limitaciones (tiempo, dinero, personal, etc), empezamos a buscar financiación, mientras no tengamos claras estas pautas, seguiremos muriendo en el intento.

avatar
#2

Aportada por:

Elizabeth Arroyo

Cooperación Internacional Proyectos de desarrollo Quito-Ecuador

Trabaja en:

Asesor particular

04.04.11

Considero que todo tipo de proyecto es financiable, sea de forma reembolsable Como en cualquier iniciativa, pública o privada, lo importante es clarificar cuáles son las necesidades que se persiguen.
Muchas organizaciones exitosas trabajan a partir del diagnóstico del sector, región, país o ambiente en el cual cumple sus objetivos y razón de ser, de manera de orientar su experiencia adquirida o que se vaya adquiriendo para tener un impacto más certero en sus acciones.
De la misma manera en que se diseña, ejecuta y controla un proyecto, una organización podría determinar qué persigue, a quiénes va a beneficiar, cómo lo va a hacer, cuánto requiere para ello, qué logros espera, cómo los va a controlar, a quién va a responder, cuáles valores incoporará en sus acciones.
Asimismo, necesitaría investigar quién puede ser su donante, padrino, ausipiciante o cualquier otra modalidad, que generalmente va a tono con los objetivos de la organización demandante de recursos.
De esta manera, la oferta y demanda, en la parte financiera van de la mano.
Adicionalmente se debe considerar que al hablar de “subvención” puede ir a tono con recursos para el desarrollo, en cuyo caso es preciso identificar en cuál de los objetivos de desarrollo del milenio, la organización va a actuar.

avatar
#3

Aportada por:

Manuel Naranjo Alvarez

Especialista en contabilidad y fiscalidad

Trabaja en:

Asesor particular

05.04.11

Me parecen muy acertadas las aportaciones de Eva y de Elizabeth. No obstante en mi opinión creo que el problema que nos encontramos es distinto.
Estoy de acuerdo en que cualquier proyecto bien planteado, debería ser subvencionable. Digo debería porque por desgracia esto no ocurre en la mayoría de las veces.

El camino está por adaptarse, por estudiar las estrategias y las oportunidades que existen. Eva proponía el modelo de las empresas en su constitución y por ahí debería de ir el camino.

En la actualidad donde los recursos son cada vez más escasos, hay que saber leer el mercado potencial de donantes y financiadores. Estos obedecen a su vez en la mayoría de los casos a sus propias estrategias de mercado. Los departamentos de Responsabilidad Social Corporativa trabajan codo con codo con el departamento de marketing para dirigir recursos a zonas o entidades que les pueda suponer un buen escaparate para sus pretensiones. Y es algo que no se puede reprochar, pero que hay que entender y aprovechar.

El gran problema que yo veo no es sobre las nuevas entidades (que también) si no sobre las entidades existentes que han dimensionado una serie de actividades procedentes de años en los que era más fácil obtener financiación. Existe una gran diferencia entre financiar un proyecto y financiar una actividad. La primera debería depender de la segunda, pero a menudo ocurre que las entidades han financiado su actividad con esos recursos y en estos momentos cuesta mucho más trabajo encontrar quien los financien.

En conclusión y en mi opinión necesitamos adaptarnos al entorno nuevo y cambiante que se nos avecina y por tanto adaptar nuestros proyectos a las opciones y posibilidades existentes.

Debate distinto es el desamparo que sobre la financiación pública estamos encontrando las entidades y que como ya manifesté en otro debate no debería ocurrir. Para la administración debería tener más peso la actividad y la trayectoria de una entidad que financiar proyectos y campañas más o menos puntuales.

Saludos.-

avatar
#4

Aportada por:

Blanca Herrero de Egaña Muñoz-Cobo

BENEFACTOR (www.benefactor.es) Soluciones innovadoras para la gestión sostenible de entidades sin ánimo de lucro. Identificamos y ayudamos a desarrollar potencial para un mundo mejor.

Trabaja en:

Asesor particular

06.04.11

Hola a tod@s:
Entiendo que lo que se plantea es cuáles son los factores de éxito para que un proyecto sea aprobado y financiado. Esta pregunta que puede parecer cínica o excesivamente práctica, no lo es en absoluto, ya que si todos los proyectos necesitan recursos, tenemos que convencer a nuestro financiador (incluso aunque se hicieran con fondos propios) de que nuestro proyecto merece ser financiado, frente a otros.
La crisis, como el hambre, agudiza el ingenio, dicen, pero en realidad siempre ha habido que desarrollar habilidades para que “tu pozo en Bolivia” fuera o pareciera “más pertinente, eficaz, eficiente, mejor” que el pozo de la otra ONG/D.
Lo que quiero decir es que la competencia sana siempre ha existido, ya que los recursos, siempre han sido inferiores a las necesidades. Esto que pede sonar políticamente incorrecto, es en realidad un motor de buenas ideas, buenas prácticas y mejores proyectos.
¿Y cuales podrían podrían ser los factores de éxito de un proyecto?
¿cómo podríamos hacer que nuestro proyecto fuera digno de subvención o financiación frente a otros?
hay muchos factores que escapan a nuestro control, pero algunos de aquellos que están en nuestras manos podrían ser:
1.- formulación técnica perfecta y clara
2.- adecuación a las bases, instrucciones y prioridades del financiador
3.- adecuación a los principios estatutarios, misión, valores y experiencia de la organización (mi proyecto es bueno y YO _mi ONG- soy el adecuado para llevarlo a cabo)
4.- eficacia y eficiencia en la utilización de los recursos que solicitamos
Y otros elementos menos técnicos pero no por ello menos importantes:
5.- elementos innovadores en los proyectos
6.- Título sugerente
7.- Claridad de exposición y equilibrio en la información
8.- Planteamineto sostenible

.... Se podría hablar mucho sobre este tema. Para resumir creo que la ONG/D no debe ser mercenaria de lo que quieren hacer las empresas o las administraciones públicas y sin embargo si debe tener flexibilidad y vista para ver de aquello que los donantes quieren hacer, qué encaja con sus prioridades, así como ver de aquello que la entidad quiere hacer a quién le puede encajar; es decir, que creo hay que saber buscar socios con los que haya un buen encaje tanto de ideas como práctico. Hacer un trabajo de “cada oveja con su pareja”
Un abrazo a todos y todas.
Blanca

avatar
#5

Aportada por:

Inés Pastilla Gómez

Experta en Gestión de Ong. Técnica de proyectos.

Trabaja en:

Asesor particular

07.04.11

Hola a todas/os, en estos momentos este debate es muy importante pues la falta de financiación para muchas Asociaciones hoy ya es un hecho.
Debería existir una coherencia entre lo que estan demandando los/as beneficiarios/as a los que me quiero dirigir, la estratégia de la propia asociación y las prioridades que tienen marcadas las financieras.
Una buena “identificación” en dónde surgan las verdaderas necesidades de los/as beneficiarios/as y las realidades que se quieren cambiar es un buen comienzo.
Sin embargo no se puede caer en un idealismo extremo, por ello no vendría mal utilizar nuevas herramientas del mundo de la empresa, crear un “producto” que cumpla los objetivos para los que se ha creado y que resulte atractivo al donante es necesario.
Finalmente un buen trabajo técnico es fundamental para conseguir que el proyecto resulte subencionable tal y como señala Blanca.
Saludos cordiales.
Inés

avatar
#6

Aportada por:

Gema Jiménez

Equipo de SolucionesONG.org

Trabaja en:

Fundación Hazloposible

08.04.11

Hola!

Según estoy entendiendo de vuestras aportaciones… haría este resumen:

El momento que estamos viviendo obliga a replantearse a las entidades la forma en la que están obteniendo sus fondos y o bien financiar los proyectos y actividades “bien formulados” o buscar alternativas de financiación diferentes. ¿No estamos ante la teoría de la evolución de la especie de Darwin aplicada a las ONG?

Y respecto a las “alternativas de financiación“ ¿qué opináis entonces de los nuevos modelos de financiación que están surgiendo? sabéis que en Hazloposible tenemos un ojo a varias formas de financiación diferentes, os paso información de dos nuevas fórmulas de financiación que ‘podrían’ ser el futuro, a ver qué opináis:

- Valioo, cuando mi opinión como consumidor aporta financiación a las ONG
- 3, 2, 1…”Lanzados” al crowdfunding

Os paso también un post de David Camps (Asociación Española de Fundraisng) donde también recoge un poco lo que estamos hablando aquí: La captación de fondos no es el remedio para todos los males de las ONG

Salu2!!

Este debate está cerrado y no admite más aportaciones

solucionesong.org
Un proyecto de