Saltar al contenido principal

Consultas Online

Consulta formulada por:

Vanesa Pastor Garcia

Modificación estatutos

12.11.20

Buenos días,
os escribo ya que desde la asociación sin ánimo de lucro de la que soy secretaria estamos pensando en cambiar los estatutos para definir dos tipos de socios.
Tenemos dudas de si está bien planteado. Por eso escribo a continuación los cambios realizados respecto a unos estatutos estándares. Si alguien puede comentar lo agradecería.

Artículo 4
Se definen dos tipos de socios/miembros dentro de la asociación:
- Socios ordinarios: son los llamados socios de pleno derecho, es decir los que les corresponden los derechos y deberes que aparecen en estatutos.
- Socios colaboradores: son aquellos que su aportación a la asociación consiste en realizar una labor para la misma. No tienen los mismos derechos y deberes que los socios ordinarios.
...
Para ser socio ordinario de la asociación hay que haber sido socio colaborador durante al menos un año de forma activa y presentar una solicitud por escrito a la Junta Directiva (formato email es válido), la cual tomará una decisión sobre la petición en la primera reunión que tenga lugar y la comunicará en la asamblea general más inmediata.
Para ser socio colaborador de la asociación hay que presentar una solicitud por escrito a la Junta Directiva (formato email es válido), la cual tomará una decisión sobre la petición en la primera reunión que tenga lugar y la comunicará en la asamblea general más inmediata.

Articulo 5
...
Son derechos de los socios colaboradores de la asociación:
1. Asistir con voz a las reuniones de la Asamblea General.
2. Intervenir en los servicios y las actividades de la asociación, de acuerdo con las normas legales y estatutarias.
3. Exponer a la Asamblea y a la Junta Directiva todo lo que consideren que pueda contribuir a hacer más plena la vida de la asociación y más eficaz la realización de los objetivos sociales básicos.
4. Solicitar y obtener explicaciones sobre la administración y la gestión de la Junta Directiva o de los mandatarios de la asociación.
5. Ser escuchados previamente a la adopción de medidas disciplinarias.
6. Recibir información sobre las actividades de la asociación.
7. Hacer uso de los servicios comunes que la asociación establezca o tenga a su disposición.
8. Formar parte de los grupos de trabajo.
9. Poseer un ejemplar de los estatutos.
10. Consultar los libros de la asociación.

Compárte en las redes sociales

Respuestas

avatar
#1

Aportada por:

Juan González Martín-Palomino

Abogado. Asesor Tributario ESFL

Trabaja en:

Asesor particular

12.11.20

Creo que lo más práctico es que consultéis con el Registro de Asociaciones pues, aunque ya no existe la calificación previa de estatutos, seguro que hay alguna forma de hacerlo. Al fin y al cabo son ellos quienes tienen la última palabra. Lo digo porque no veo del todo claro que la redacción que proponéis pueda vulnerar el artículo 21 de la Ley de Asociaciones respecto de los socios colaboradores.

Insisto que lo más práctico es consultarlo con el registro de asociaciones o, en caso de no hacerlo, arriesgarnos a que nos corrijan la modificación propuesta y actuar en consecuencia.

Saludos.

Juan González Martín-Palomino.

avatar
#2

Aportada por:

Xosé María Torres Bouza

Ex-Presidente de la Coordinadora Galega de ONGD (2005-2011)

Trabaja en:

Asesor particular

12.11.20

Hola, Vanesa,:
1. El establecimiento de 2 o más tipos de socios en una asociación es una práctica utilizada en algunas asociaciones por diferentes razones. La mayoría de las veces se hace para gestionar de manera más fácil la asociación, en especial cuando el número de socios se incrementa mucho.
2. Inconveniente: se pierde en cierta manera el funcionamiento democrático y horizontal que debe presidir el carácter de las entidades del Tercer Sector. E incluso el de la transparencia, pues muchas asociaciones ocultan, en sus campañas de márketing para que te hagas socio de ellas, que en realidad no te haces socio, te haces socio colaborador, es decir, simple pagano de ellas: puedes hablar, ver y oir, pero no participar en la toma de decisiones.
3. Un ejemplo: Médicos sin Fronteras, que tiene por un lado socios activos (lo que vosotros llamais socios ordinarios) y socios colaboradores. De los cientos de miles de socios que tiene esta entidad en España, solo unos pocos, tienen el carácter de socio activo, que son los que gestionan, participan y dirigen todo. Yo me lo guiso y yo me lo como.
4. En cierta manera tiene su razón de ser, pues gestionar una asociación con cientos de miles de socios de forma democrática y horizontal es casi imposible.
5. Por ello, algunas ONG importantes como Oxfam Intermón se han transformado hace años en una fundación, con un patronato que dirige la entidad y que se renueva de forma elegida por sus propios componentes, sin falsas asambleas de socios donde todo está decidido por unos pocos. La transformación en una fundación en cierta manera hace perder el carácter democrático, pero en cambio es mucho más transparente y no engaña a nadie. Y por otro lado, escuchar la voz de los socios y hacer caso a sus indicaciones puede hacerse mediante reuniones sectoriales o territoriales, algo que ni siquiera hacen muchas asociaciones.
6. Dicho todo esto, no veo problema en establecer 2 tipos de socios:
- Socios activos
Socios colaboradores
prefiero lo de “socios activos” en lugar de “socios ordinarios”, porque creo que refleja mejor su implicación en la vida de la entidad
7. Por otro lado, trataría de ser lo más sincero y transparente en los Estatuto; por ello, en el punto 1 de los derechos de los socios colaboradores pondría: “Asistir con voz Y SIN VOTO a las reuniones de la Asamblea General”

8. Por último, un par de precisiones: para evitar dudas en la interpretación de los Estatutos, utilizad siempre “asamblea general”, y no simplemente “asamblea”; y en relación a la dualidad socios/miembros, mi recomendación es que utiliceis siempre “socios”, sin alternar con el de “miembros”.
9. Finalmente, os recomendaría atención al uso de un lenguaxe no sexista: usar presidencia, vicepresidencia, tesorería, etc., en lugar de sus correspondientes masculinos. Y en lo de socios, pues usar socios/as, si no todas las veces, si al menos de vez en cuando, para que se os vea que sois sensibles al asunto.
Adelante y ánimo con vuestra labor.

#3

Respuesta del participante:

Vanesa Pastor Garcia

14.11.20

Juan González Martín-Palomino muchas gracias por tu respuesta. Lo que propones es una de las primeras cosas que hemos intentado hacer, pero nos está resultando imposible contactar con ellos, de ahí mi pregunta aquí.

Xosé María Torres Bouza mil gracias por todos los puntos comentados, los tendremos en cuenta. Añadiremos una explicación de la motivación de esta división de socios que no es más que para poder mantener una continuidad y compromiso en las decisiones tomadas. No somos una asociación numerosa, pero si queremos que las decisiones que se tomen (mediante votación) sea por aquellas personas que han demostrado un compromiso con nosotros y que ya llevan un tiempo formando parte de la asociación de manera que conocen en mayor profundidad los objetivos y dificultades a los que nos vamos enfrentando.

solucionesong.org
Un proyecto de